miércoles, 1 de diciembre de 2010

 

Revés


Hay

en la dimensión de cada segundo

un espacio

secreto

que se esconde

atrás de lo que nombro

o considero

en tu lengua

ancestral.


Es como si en el todo

que día a día vivo

hubiera un revés

más real

que lo que tus manos

tocan

y que nunca,

ya que estamos,

recuerdo.


Porque cuando pasa,

pasa siempre

de golpe.

Un silencio hondo

vela la foto

de lo cotidiano,

se cuela por entre

los ríos

de los lunes, y es un silencio

al que involuntariamente

vuelvo cada vez que siento

el peso

viscoso

de tanta

costumbre.


En este silencio

hay una paz

húmeda

y antigua

que lo disculpa todo; es como mirar

el almanaque

de un año anterior, poner

el dedo en un día

y preguntarse qué pasó

con los ojos cerrados.


Es un silencio, éste,

que se abre,

se expande

hasta abarcar

todo lo que tengo establecido

acerca de mí, de la

gente, y otros

prejuicios.


No soy hombre

ni animal,

ni árbol ni

piedra.

El silencio

del lenguaje

es un foso oscuro

en el que no tengo más forma

que la que me da la nada.

Soy una masa en la nada sin forma

hecha de pura

energía inexplicable.

Una luz que

en el recuerdo

oscila

a la manera de un brazo

que me barre.


Así, y siempre

involuntariamente

yo vuelvo

a ese silencio

como se vuelve

a la casa en la que uno

vivió en la infancia

con la esperanza de que nadie

pueda explicarme ahí

de qué se trata

vivir.










6 comentarios:

Humberto Dib dijo...

Esta vez me confundiste, iba a entrar el jueves y el desvarío fue posteado un miércoles... Bonito desvarío, por cierto.
Pero me parece acorde, porque el cierre perfecto para que sea un desvarío, es que se mueva de día y nos sorprendas a todos.
Te dejo un gran cariño.
Humberto.

Pablo dijo...

es como mirar

el almanaque

de un año anterior, poner

el dedo en un día

y preguntarse qué pasó

con los ojos cerrados.


lindo, eh, muy lindo

Un desvarío por jueves dijo...

Qué grande Pablo. Gracias por pasar, genio.

Y sí, Humberto, lo de los días viene medio aleatorio (el nombre mismo del blog desvaría, parece).

Abrazosss

Dionisia dijo...

Hermosooo, ya te lo dije.

silbando bajito dijo...

muy lindo. pasaré a leerte mas seguido! ;)

Un desvarío por jueves dijo...

eu!, gracias silbando. Te agrego para leerte.